Actor de reparto

Tras sepultar bien profundo la no tan lejana época de los aplausos y los flashes, Huracán debutará en otro torneo de primera división en un papel que posiblemente cumpla durante toda la temporada que se avecina: actor de reparto. En la Bombonera y ante el equipo que se refuerza con jugadores con los que otros ni siquiera sueñan, enfrentará a uno de los candidatos a quedarse con la Copa Libertadores, a un ex entrenador que evoca buenas épocas pero un pésimo recuerdo y a sus propias limitaciones, que quedaron en evidencia en las últimas semanas. Deudas por doquier, manotazos de ahogado y un tácito ‘campeonato económico’, concepto recurrente en los discursos de las dirigencias del fútbol argentino contemporáneo, fueron las tres patas de un extenso receso que desnudó la renguera del club.

Desde su hermetismo característico y con la ya acostumbrada carencia de rigor y exhaustividad para informar, la CD quemera cortó contratos elevados, eligió variantes ‘accesibles’ desde lo económico para los cargos de director técnico y jugadores nuevos, utilizó los últimos ingresos de la institución para tapar baches. Entretanto, se sacrificaron las posibilidades de tener un equipo competitivo, invertir en infraestructura, mejorar las condiciones en las que las disciplinas se llevan a cabo, sentar las bases de un futuro sustentable post nadurismo. La billetera del presidente, que más de una vez fue una bendición y palió la imposibilidad de acrecentar la masa societaria, hoy devino condena. Tarde o temprano, hay que pagar las deudas. Las malas gestiones, también. Huracán está inmerso en el intento de saldar unas y otras a la par. Y, en el medio de esta tarea titánica, se abre el telón de la Superliga.

Enfrentar a Boca será chocar contra ese al que le sobra, ese que borró casi todo rasgo de asociación civil para transformarse en la versión más cercana a una sociedad anónima sin cambiar de figura jurídica. Boca es Boca o la máquina de hacer plata de Daniel Angelici. Si hasta transformó a quien había sido un obrero comprometido del mundo del fútbol en un entrenador de traje y lealtad dudosa. La realidad, cruel y sin sentido de la justicia, reparte papeles como se le antoja, y el domingo se le va a dar por entregarle el mejor guion al local. Como el destino no está escrito y es caprichoso, Huracán podría sorprender y robarse la película. Pero, de no ocurrir, no habrá sido más que el actor de reparto, uno que acató un mero rol secundario y que seguirá intentando pagar deudas a paso rengo.

Estadio: Alberto Armando (La Bombonera).

Fecha: domingo 28/8 – 20 hs.

Árbitro: Diego Abal.

TV: TNT Sports Premium.

Huracán: Silva; Bettini, Salcedo, Bareiro, Pérez; Briasco, Calello, Bogado, J. Mendoza; Garro y Chávez. DT: Juan Pablo Vojvoda.

Boca: Andrada; Buffarini, Goltz, Ramos Mingo, Fabra; Villa, Almendra, Campuzano, Reynoso; Tevez y Hurtado. DT: Gustavo Alfaro.


Dejanos tu comentario:
¿Te gusto la nota?
Matías Ciancio: Lic. en Comunicación, periodista, docente.