Marzo de 2017. Como cada año, la cita es obligada. El helado viento, propio del espeluznante sitio, ahuyenta hasta las más inconmutables aves. El sol siempre parece quedarse a medio paso y mirar desde afuera, mientras que el silencio se hace protagonista en cada rincón. Pasó un año más de tantos, pero el dolor sigue intacto. La memoria impersuadible y el amor, profundo como siempre.

-¿Cómo estás? Nosotros bien. Mamá está un poco mejor de lo de la cadera, y papá por suerte entendió que tiene que aflojarle a la sal. Es cabeza dura, ¿viste? Pero bueno, de a poco se lo hacemos entender. Yo con la gorda todo bien. El nene está gigante, ya balbucea las primeras palabras. Le muestro tus fotos, le cuento algunas anécdotas, y él me mira y se sonríe.

La voz de Oscar retumba en los largos pasillos de Chacarita. Mientras da las noticias, saca esas rosas putrefactas de la placa, y coloca unos bellos jazmines recién florecidos.

-¿Y nosotros? ¿Cómo estamos? Y… ahí. ¿Qué decirte flaquito querido? Nacimos para sufrir hermano. Desde chiquitos. A veces lo miro a papá y le digo «que turro fuiste viejo. Vos querés que un día nos quedemos secos en la tribuna». Pero ahí estamos. El todavía viene con el tío Benja y con el Chapa. Ya se nos terminó la primavera flaco. Yo sé que hace muy poquito te vine a contar emocionado de títulos y competencias internacionales, pero qué va a ser. La segunda mitad del 2016 fue jodida. Ahora estamos cortando clavos de nuevo. Arrancamos bien, sí. Le ganamos a San Juan allá y a Defensa de local. No nos sobró nada, pero que nos importa. Ahora hay que sumar para salir de ahí abajo hermano. No nos queda otra. En la Sudamericana arrancamos pal tuje. Ni te cuento lo que fue. Estamos casi arafue. Pero hay que tener fe. Quién te dice, por ahí, la próxima que te venga a visitar te cuento que nos invitaron a jugar la final de la Recopa contra el Manchester United. Porque somos así. Somos el equipo más impredescible del mundo. Vos tranquilo flaquito. Tranquilo. Nosotros seguimos alentando por vos como cada fin de semana. Y no nos olvidamos el trapo ni siquiera un partido. Está siempre ahí, colgadito del alambrado. Estos días se hizo una marcha tremenda y, como cada año, lo llevamos para allá. Muy emocionante, sí. Yo te lo juré desde aquel día en que nos confirmaron lo peor. Te prometí que nunca te íbamos a olvidar. Vos teneme paciencia. Ya te voy a volver a traer otra vuelta hermanito…

Oscar terminó de acomodar los jazmines milimétricamente para no ocultar la placa. En ella, pese al paso del tiempo, se sigue leyendo con claridad: «Nunca te olvidaremos. Nunca se irá nuestro amor por vos. Nunca dejaremos de buscar justicia. Nunca, pero NUNCA MÁS».

Vélez: Assmann; Caire, Cubero, Nasuti, Cufré; Zabala, Desábato, Canteros, Díaz; Martínez y Pavone. DT: Omar De Felippe
Huracán: Díaz; Romat, Nervo, Mancinelli, Villalba; Bogado, Fritzler, M.González; Briasco, Mendoza, Angulo. DT: Juan Manuel Azconzabal.
Dia y hora: Lunes 27 de marzo 2017, 19 hs
Estadio: José Amalfitani
Árbitro: Hernán Mastrángelo
Transmite: TV Publica.


Dejanos tu comentario:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.